Tu voto no es tan racional como crees: así influyen los sesgos

Estos atajos mentales son por lo general útiles, pero a veces nos traicionan
Algunos sesgos cognitivos

Siguenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *